Uso correcto de los cubiertos

utilizar cubiertos

En el arte de comer, una de las tareas más complicadas es el uso y manejo apropiado de los cubiertos.

Resumen.

En el arte de comer, una de las tareas más complicadas es el uso y manejo apropiado de los cubiertos. Las reglas sobre el uso correcto de los cubiertos, inician en Francia y se han extendido por el mundo entero desde entonces.
Comencemos por su colocación: La primera regla indica que a nuestra izquierda y a la izquierda del plato solo será colocado el tenedor, sea uno o dos, si el menú incluye carne y pescado. A la derecha deberá colocarse el cuchillo o cuchillos, pala para pescado, la cuchara y la servilleta, aunque ésta también puede ser colocada sobre el plato. Entre las chucharas, deberá distinguir entre sus tres tipos; tamaño grande y alargada, especial para sopas con verduras; grande redonda destinada para cremas o consomés, de tamaño mediano para el postre y la última de tamaño pequeño especial para el café. La pala o cuchara para helado siempre será presentada junto al postre. Para los postres las reglas nos indican que solo serán cortados con el tenedor, y aquellos que sean duros serán cortados con el cuchillo.
Los cubiertos se sujetan con inclinación, formando un pequeño ángulo entre el cuerpo y el plato, procurando sujetar con los dedos índice y pulgar firmemente y dejando hacia abajo los otros dedos.
Al momento de ingerir los alimentos debemos escoger la forma de proceder según el estilo europeo, que indica que los cubiertos nunca descansan sobre la mesa, los alimentos son cortados con la mano izquierda e introducidos a la boca con la mano derecha, sin hacer intercambio del tenedor hacia la mano derecha. El estilo norteamericano indica que el comensal corta el alimento en pequeños trozos y luego sujeta el tenedor con la mano derecha y lo introduce a la boca. Lo que nunca debemos hacer es colocar el cuchillo del lado izquierdo del comensal, ni cortar con la mano izquierda.
Para finalizar, la forma de dejar los cubiertos, sigue siendo tema de discusión. Si bien es cierto, que existe un código manejado por el personal de servicio, que le indique si queremos más, si no nos gustó o si ya finalizamos, en ocasiones esto pudiese ser inapropiado y del mal gusto para el anfitrión o el chef. Lo más importante es indicarle al personal de servicio o al anfitrión que ya hemos terminado que podemos continuar con el siguiente plato o con el postre. La manera correcta de comunicarlo es dejando los cubiertos desde las 3:00 hasta las 6:00 imaginándonos al plato como un reloj.
Conocer las normas básicas o normas de etiqueta, nos permitirá desenvolvernos ante cualquier situación o compromiso de manera apropiada.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *